Presiona ENTER para ver los resultados o ESC para cancelar.

Sara Ruiz Luján en Desarrollo de apps

Reconocimiento facial: beneficios y problemas

En el futuro, los clientes de una tienda podrán ser reconocidos para fines publicitarios con el uso del reconocimiento facial. Gracias a esto, ese cliente que ha estado mirando gafas de sol, podrán recibir, días después, un correo electrónico con publicidad de esas mismas gafas. Es similar al marketing de hoy en día. Sin embargo, esto representa solo una pequeña parte de algo que podría ser mucho más grande.

El reconocimiento facial es tema de debate desde la presentación de Apple del nuevo iPhone X. Y es que durante la demostración del reconocimiento facial del mismo, esta tecnología falló. Por eso, comenzó a discutirse su funcionalidad. Ante esto, Apple intentó explicar ese gran fallo mediático afirmando que los empleados habían hecho que el teléfono se bloqueara después de haber estado probando el reconocimiento facial varias veces entre bastidores, antes de salir a escena.

Dicho esto, como con cualquier nueva tecnología, seguramente mejorará con el paso del tiempo y empleando más horas de investigación y desarrollo. No obstante, este tema parece bastante más problemático cuando consideramos todos los usos que podría tener el reconocimiento facial.

En este artículo vamos a considerar la preocupación que muchos expertos tienen sobre la seguridad de los datos, y los usos de esta información por parte de las grandes empresas con fines publicitarios.

¿Dónde se utiliza ya el reconocimiento facial?

Reconocimiento facial

Su uso, hoy en día, es más amplio de lo que creemos. Por ejemplo, redes sociales como Snapchat o Instagram utilizan el reconocimiento facial con sus famosos filtros. Facebook, por su parte, permite a las personas etiquetar a otros usuarios en las fotos que subimos por el análisis de sus caras. Vivimos en un ambiente tecnológico en el que nuestros móviles saben mucho de nosotros.

Pero después del aumento de la amenaza del terrorismo, los gobiernos quieren utilizar el reconocimiento facial para aumentar la seguridad. Un claro ejemplo sería la reciente implantación de esta nueva tecnología en los accesos de la estación de trenes de Berlín gracias a 300 voluntarios. Estos participantes fueron observados a través de 3 cámaras diferentes durante 6 meses para poner a prueba este nuevo sistema tecnológico.

Afortunadamente para los usuarios, existe cierta regulación establecida para prevenir el mal uso de nuestros datos. Pero, aunque haya grandes compañías que podrían usar nuestros datos ofrecidos por el reconocimiento facial para fines no del todo éticos; nosotros seguimos usando Snapchat porque es divertido y nos entretiene. Inconscientemente o no, confiamos a esta red social y a otras, nuestras fotos o mensajes personales.

En Estados Unidos, las caras de más de la mitad de la población pasó a estar registrada en una base de datos de tras obtener el permiso de conducir. Aunque la gran mayoría no sabían que su cara quedaría registrada cuando se presentaron al examen.

Además, se ha demostrado que el 15% de todos los sospechosos investigados no fueron identificados correctamente, haciendo que este gran error fuera motivo de muchas críticas.

Las respuestas por parte de los desarrolladores es que con el paso del tiempo, se irán implantando mejoras para poder, un día, combatir con mayor eficacia la delincuencia.

Lo más impactante es que, hasta ahora, muchas personas no conocían esta tecnología. A pesar de que, como se ha mencionado anteriormente, Facebook la utiliza desde hace bastante tiempo. Incluso Google apuesta por el reconocimiento facial porque ven nuevas posibles oportunidades si es implantada junto con la RA (realidad aumentada). Y ya sabemos que si Google se interesa por algo… es porque ese algo es interesante y será importante en un futuro tal vez no muy lejano. Aunque todo esto estaría unido a cuestiones éticas de privacidad y transparencia.

Problemas de seguridad

Problemas de seguridad

Empresas como Apple están incorporando el reconocimiento facial en sus productos para aumentar la comodidad y la seguridad de sus usuarios. Por ejemplo, a la hora de desbloquear los dispositivos móviles. Ya que requiere poco tiempo y esfuerzo. Todos sabemos que una contraseña se puede obtener a través de un software de hackeo. O algo mucho más simple, observando a la persona mientras escribe la contraseña mientras el dueño del móvil no se da cuenta. Replicar una cara es mucho más complicado.

Pero hay muchos problemas que nosotros, los consumidores, no tenemos en cuenta. Y es que la guerra entre los defensores y los críticos del reconocimiento facial nos afectará a todos en un futuro. Por eso, es importante que todos sepamos las consecuencias negativas para no realizar un mal uso de este reconocimiento.

Aspectos negativos

Pero… ¿hasta qué punto el reconocimiento facial es algo negativo? Como se ha mencionado, el gobierno de Estados Unidos almacenó en una base de datos fotos de gran parte de su población. Estos datos son vulnerables a ataques, ya que las imágenes pueden caer en manos equivocadas. Además, la gente no sabe cómo ni para qué se van a usar sus datos… ni sus caras.

Aspectos positivos

En términos de prevención del terrorismo, es probable que los gobiernos prioricen la seguridad de los ciudadanos antes que su derecho de protección de datos. Y es que aunque haya cierta regulación, todavía hay mucho trabajo que hacer para regularla completamente y que no quede ningún cabo suelto. Otra gran pregunta podría ser… ¿cómo se puede excluir del reconocimiento facial esa parte de la población que es vulnerable?

Es decir, aunque muchos artículos sobre este tema se centren en sus aspectos negativos, no tenemos que olvidar que se trata de una novedosa tecnología. Poco a poco, cuanta más regulación se vaya introduciendo y más personas vayan conociéndola a fondo, el reconocimiento facial, sus usos y consecuencias serán más estables.

¿Hacia dónde va esta tecnología?

Si bien ahora la finalidad del reconocimiento facial es conocer la identidad de alguien, los avances tecnológicos podrían significar conocer otras características de la persona.

Un reciente estudio afirma que se podrían saber las preferencias políticas o el coeficiente intelectual tras un meticuloso análisis del rostro de una persona. Incluso la “predisposición criminal” de alguien y muchos otros detalles personales podrían ser recolectados. Es decir, una cámara de vigilancia reconoce tu cara, detecta quién eres, y automáticamente se podría acceder a una base de datos con información sobre tu persona: si estás afiliado a algún partido político, si tienes antecedentes penales, cuáles son tus notas en la universidad…

Dicho esto, son necesarias horas y horas de investigación para mejorar al máximo la tasa de exactitud de esta tecnología. Ya que si la idea es usar el reconocimiento facial con fines legales, la exactitud debe ser máxima. Por ejemplo, si un delincuente ha sido identificado por este sistema, debe probarse ante un juez que el sistema es impecable.

Por otro lado, si los ladrones y atracadores quisieran huir de esta tecnología, solo tendrían que usar un gorro, unas gafas o una bufanda para taparse la cara.

Esta exactitud tendrá lugar en un futuro no muy lejano, ya que se utiliza sin ningún problema en Instagram, como hemos explicado antes. Es decir, ahora está en un nivel de funcionalidad adecuado, aunque en un futuro irá mejorando y las posibilidades de aplicación cada vez serán más grandes.

En cuanto al anonimato de la población, suponemos que si los gobiernos no tienen en cuenta los términos de regulación del reconocimiento facial, todos perderemos nuestro derecho al anonimato. Debido a que llegará un momento en que todos nuestros datos serán recolectados y pasados de unos a otros sin ninguna consideración.

Por lo tanto, si bien hay una serie de riesgos, también ofrece aspectos positivos. En posts anteriores hablábamos del IoT (Internet de las Cosas) y cómo pueden conectarse dispositivos a las casas para hacerlos “inteligentes”. Si se combinan ambas nuevas tecnologías, la puerta de tu casa podría abrirse cuando reconociese tu cara sin necesidad de una llave.

Otro posible uso positivo, es cuando viajas a una nueva ciudad donde sabes que reside gente conocida, ya sean familiares o amigos. El reconocimiento facial te ayudaría a encontrarlos mientras haces turismo. Por ejemplo, subiendo la foto de alguien a un sitio web o a alguna aplicación para que la información pueda ser procesada.  Por ejemplo, podrás enfocar el móvil a la gente, y éste te avisará cuando detecte a esa persona en concreto entre el resto de la población.

Consejos para desarrollar una App de reconocimiento facial

Tenemos para ti dos consejos al desarrollar una aplicación basada en el reconocimiento facial. En primer lugar, la aplicación debe poderse vincular a las redes sociales. Ya que, de este modo, se demostrará a una audiencia mucho más grande que tu aplicación desarrolla este tipo de tecnología. Esto, a su vez, tendrá un efecto positivo de comunicación boca a boca, y cada vez más gente conocerá tu app.

En segundo lugar, la aplicación tiene que tener acceso a la cámara frontal de los móviles. Es algo muy obvio pero que a veces podemos olvidar.

Por último, y no por ello menos importante, no hay que olvidar que, gracias a este avance tecnológico, podríamos extinguir el terrorismo y hacer del mundo un lugar mucho más seguro.

Publicar proyecto

Comentarios

Los comentarios están desactivados para esta publicación