Home » Tendencias y habilidades » Las nuevas tendencias y los retos de la Agricultura 4.0

Las nuevas tendencias y los retos de la Agricultura 4.0

Las nuevas tendencias y los retos de la Agricultura 4.0

La agricultura de precisión ha experimentado un aumento de uso en los últimos años y se espera que su valor de mercado alcance los 5.090 millones de dólares para 2023.

El nuevo modelo de producción basado en agricultura 4.0, aporta nuevas herramientas al sector primario a través de sistemas de recopilación de datos a gran escala o la incorporación de IA, con el objetivo de aumentar la productividad, reducir costes e impacto ambiental de las prácticas agrícolas. 

Índice

¿Qué es agricultura 4.0?

Esta revolución agrícola se basa en disponer de toda la información suministrada por todos los sensores que se emplean en una explotación agrícola, centralizar esa información a través de internet y analizar esos datos para conseguir una toma de decisiones óptima.

Todo sensor empleado produce un gran volumen de datos que pueden ser analizados de forma masiva, obteniendo información muy valiosa a la hora de mejorar la calidad de los cultivos o reducir el impacto sobre el medio ambiente.

La automatización e intercambio de datos que requiere esta nueva agricultura inteligente, viene a través de tres elementos principales: el Internet de las cosas (IoT), sistemas físicos de hardware y la computación en la nube.

Utilizando los avances tecnológicos (drones, sensores, software…) somos capaces de realizar tareas agrícolas en menor tiempo que el ser humano y con mejor resultado, además de recopilar un gran volumen de datos cuyo análisis permitirá ahorro de suministros, recursos y tiempo de trabajo.

 

📱 Leer más | El Papel de las Apps en la Digitalización en la Industria 4.0

 

Tecnologías digitales para el sector agroalimentario

Big Data

La conectividad dentro de una red agrícola proporciona un volumen enorme de datos, que una vez analizados, aportan información de valor en todos los puntos de la cadena de suministro.

Por ejemplo, a la hora de cultivar un determinado alimento, el Big data nos da información precisa de qué productos químicos son los correctos para aplicar, las concentraciones óptimas y el mejor momento para hacerlo. 

En otros puntos de la cadena esta información también sería de utilidad, por ejemplo para mejorar fallos en la producción, obtener ventaja en el mercado respecto a los competidores o dirigirse de forma óptima a su base de clientes. 

Los macrodatos harán que toda la cadena sea más competitiva y rentable, la trazabilidad más segura, ayudando a satisfacer la demanda de los compradores locales e internacionales. 

 

📚  Quizás te interese: Qué es el foodtech y por qué hay que invertir en él

 

granja inteligente
Granja inteligente. Fuente: Pexels

Sensores IoT 

La utilización de IoT en dispositivos agrícolos se convertirá en la norma, no en la excepción, a medida que el software móvil se vuelva cada vez más fácil de interconectar. A partir de los mismos datos con diferentes aplicaciones. Esta característica reducirá los costes financieros y de tiempo que surgen del error humano. Actualmente ya hay sensores que se utilizan para monitorear la nutrición del suelo, la temperatura, la humedad y más. El IoT interconectará todos esos sistemas de manera conjunta, eliminando la necesidad de ingresar datos repetidamente en múltiples aplicaciones que no se comunican entre sí. 

 

👉  Artículo relacionado: 8 ejemplos de objetos IoT que están revolucionando nuestro día a día 

 

Nuevas tecnologías

Por ejemplo, los drones exploradores son de gran ayuda buscando plagas en el campo o lugares de difícil acceso que requieran atención adicional. Los últimos avances en tecnología de sensores añaden a los drones nuevas funcionalidades como usar longitudes de onda en el espectro de luz para detectar malezas y cultivos enfermos desde el aire.

Inteligencia artificial

La IA emerge como parte esencial de la evolución tecnológica de la agricultura. Esta inteligencia se aplica a los cultivos a través de robots autónomos capaces de ejecutar labores básicas como siembra, cosecha o pulverización de productos químicos, monitoreo de cultivos y suelos a través de algoritmos de aprendizaje para procesar los datos capturados por drones y / o tecnología basada en software. La IA realiza análisis predictivo a partir de modelos de aprendizaje automático. El objetivo es predecir aspectos como impactos de las condiciones ambientales sobre el rendimiento de las plantaciones.

 

✏️  Artículo recomendado: Inteligencia Aumentada: los humanos y la IA unen fuerzas

 

E6 Ebook transformación digital

 

Aplicaciones innovadoras de agricultura 4.0

AGI Suretrack

Ofrece soluciones de gestión completas a agricultores, cooperativas y a empresas de semillas, a través de su software y hardware para mejorar la gestión y productividad en cada fase de la producción, desde la plantación de grano, su recolección y puesta en venta en el mercado. Recoge datos de estaciones meteorológicas, maquinaria agrícola, estado de almacenamiento del grano, etc.

FarmVisionAI

Esta aplicación móvil se puede usar mientras se examinan plantas y se recorre la plantación. Las imágenes tomadas a través de la app, están geoetiquetadas y se les pueden añadir notas, recomendaciones y diversas acciones que permiten tener un registro de todo lo que sucede en nuestros cultivos para saber cómo actuar en cada momento.

HedgeCommand

Sistema de comercialización de granos que utiliza la ciencia de datos y análisis económico para generar recomendaciones de precios personalizadas para los agricultores según su producto y tipo de mercado. Asigna diferentes probabilidades a diferentes resultados de precio y rendimiento para brindar a los productores una imagen global de la rentabilidad esperada.

análisis de la realidad aumentada
Aplicación de realidad aumentada para la agricultura. Fuente: Pexels

Ventajas y inconvenientes de la agricultura 4.0

Actualmente la agricultura está sometida a una fuerte presión, ejercida fundamentalmente por el aumento de la población mundial, la escasez de recursos naturales y el cambio climático.

La agricultura 4.0 puede ser un gran aliado frente a esta situación, ya que supone un aumento en la productividad de los cultivos, mejora el proceso de toma de decisiones a la hora de gestionar los cultivos (humedad, nutrientes, plagas,etc.), reduce el impacto de las prácticas agrícolas en el medio ambiente reduciendo, por ejemplo el uso de químicos, además de reducir  costes como luz, agua o combustible.

Sin embargo, aunque esta Smart Agro es prometedora, necesita superar algunos retos como la brecha digital en zonas rurales, promover la financiación de esta innovación en industria 4.0 y una normativa que proteja todos los datos que obtienen las empresas de sus propias plantaciones. 

 

💡 Este vídeo describe las granjas inteligentes en Singapur:

El futuro de la agricultura 4.0

La agricultura 4.0 es más que un movimiento, es el siguiente paso adelante en la agricultura para conseguir una industria más inteligente, eficiente y respetuosa con el medio ambiente. 

Las operaciones diarias en toda la cadena de suministro generan grandes cantidades de datos. En la mayoría de los casos, esta información no era aprovechada, pero mediante el uso del Big data y de las nuevas tecnologías, toda esa información se puede emplear para mejorar el rendimiento y productividad de cualquier cultivo.

Aunque todavía hay retos que superar, estamos seguros de que la agricultura 4.0 se implantará a escala mundial, permitiéndonos solventar algunos de los grandes retos a los que se enfrenta la humanidad como la falta de recursos o el cambio climático.

¿Quieres digitalizar tu negocio gracias a la tecnología? En Yeeply, estamos seguros que podremos ayudarte gracias a nuestra gran experiencia y a nuestra red de expertos certificados.

Proyecto Transformación Digital