Estrategias para rentabilizar el desarrollo de aplicaciones: ¿Cómo monetizar apps?

No es la primera vez que escucháis de nosotros que hay que tener preparada una estrategia de marketing móvil para dar a conocer nuestra app, incluso antes de lanzarla a los markets. Es clave para conseguir descargas y usuarios fieles a nuestra app y lograr rentabilizar el desarrollo de aplicaciones.

Pero el coste de una app es elevado y a menudo necesitamos rentabilizar esa app, es decir, contabilizar cierto retorno de la inversión en el desarrollo de aplicaciones. Esto no es fácil ni rápido, es un trabajo laborioso y cuyos resultados se ven a largo plazo. Sin embargo, podemos hablar de la manera más rápida de conseguir algunos ingresos de apps. Hablamos de monetizar el desarrollo de aplicaciones. Nos encontramos pues con varias modalidades o estrategias de marketing móvil para lograrlo.

Fuente: Freepik

Monetizar apps de descarga gratuita

Apps gratuitas con compras inApp

Este primer modelo hace referencia al desarrollo de aplicaciones móviles que son de descarga gratuita. Aunque la descarga inicial de la app es gratuita, si que existe la posibilidad de monetizar la app a partir de compras incrustadas en la aplicación, también conocidas como App Purchase o pagos inApp.

Es un caso muy socorrido en los juegos móvil. Por ejemplo, jugar puede ser gratuito: pero obtener complementos que harán mejor a tu personaje o que te harán superar pantallas más rápidamente será de pago. Muy rentable en casos en los que el usuario está muy fidelizado.

En el caso del desarrollo de aplicaciones móviles en su sentido tradicional nos topamos con que este modelo de monetización es muy utilizado por las apps de los medios digitales en los que consigues cierto tipo de información, la menos elaborada de manera gratuita pero para acceder a contenidos elaborados hay que pagar el precio de la pieza periodística.

Apps gratuitas con publicidad in-App

Otro caso similar es el de que todo el uso de la app sea gratuito pero a cambio de ese uso gratuito incluimos pequeños banners de publicidad embebida en la app. O bien nos saltarán anuncios dentro de la aplicación cada determinado tiempo de uso.

El dueño de la app, tras finalizar el proceso de desarrollo de aplicaciones decide incluir anuncios para monetizar la app. Se recibe un pequeño dinero, el denominado el coste por click, esto es cada vez que el usuario de la app haga click (o tap) sobre esa publicidad.

Apps de modelo Freemium

Este modelo de monetización del desarrollo de aplicaciones fue una estrategia que tuvo mucha fuerza durante 2013 y parte de 2014. Muy extendido por ser de descarga gratuita pero con altas posibilidades de que se compre la versión Premium porque las funcionalidades de versión gratuita son  limitadas.

Por ejemplo los gestores de redes sociales, muy utilizadas por community managers o social medias, suelen agregar muchas cuentas en una sola herramienta. Estas apps son buen ejemplo de este tipo de estrategia de monetización del desarrollo de aplicaciones, pus ofrecen agregar una sola cuenta en la versión gratuita, por ejemplo, y pagar la suscripción Premium para agregar más.

Apps gratuitas de prueba

Esta muy claro, se utiliza el mismo modelo que a veces se aplica a herramientas web. En el caso del desarrollo de aplicaciones se busca promocionar la app con pruebas gratuitas. Es decir, se descarga la app gratuitamente y se tiene un uso y disfrute limitado de la misma, de un mes o 15 días por ejemplo.

Es una manera de abrirle el apetito al usuario para que pague por la aplicación móvil que ha probado y que le ha encantado. Este es un método poco visto en monetización del desarrollo de aplicaciones móviles. Más que estar disponible de esta manera desde el market, muchas veces son promociones que hacen los profesionales del marketing a determinados usuarios o clientes en campañas de promoción puntuales.

Monetizar apps con el pago por descarga

Las aplicaciones que requieren de micropagos para ser descargadas desde los markets de apps suelen monetizarse simple y llanamente con esos micropagos. Es cierto que para conseguir cubrir el desembolso inicial para el desarrollo de aplicaciones necesitaremos miles de descargas, especialmente si las ponemos a un precio razonable.

Fuente: Propia

Ese micropago irá en función al servicio que ofrece, entonces te deberás preguntar, si tu aplicación realmente vale la pena para pagar por ella. Ten en cuenta que los usuarios no suelen ser proclives a pagar por descargar apps a menos que sepan que va a ser un buen producto. Además de que es más fácil rentabilizarla de esta manera para dispositivos iOS que para Android, ya que en la Play Store existen muchas más apps y generalmente gratuitas.

Otros beneficios del desarrollo de apps

Aunque existen aplicaciones móviles totalmente gratuitas que no quieren montizarse porque la firma por sí misma ya tiene grandes ingresos y simplemente quieren estar presentes en el mundo mobile. Este puede ser el caso de grandes marcas como juegos móviles o apps de branding que quieren reforzar su marca en el sector móvil.

El beneficio pues, puede no ser monetario, si no inmaterial. Por ejemplo una app de atención al cliente, una app de comunicación con el cliente potencial, o para dar a conocer la empresa, sin necesidad de que sea un m-commerce.

O si se trata de un canal de compra más, no se cobrará nada adicional para monetizar, sino que se busca aumentar las ventas y las visitas a la tienda online, ya sea web o app. Dependerá siempre del tipo de retorno de la inversión en apps que estemos buscando.

Tips para monetizar el desarrollo de aplicaciones

Imagen: Propia